20 EN EL 2020 Y LA DÉCADA

Diapositiva1

20 EN EL 2020 Y LA DÉCADA

Por tanto, he aquí que en este tiempo les mostraré y les daré a conocer, mi mano y mi poder, entonces sabrán que mi nombre es YHWH, YO SOY el QUE SOY, Jeremías 16:21.
YHWH, tu mano está alzada, pero tus enemigos no ven; verán al fin, y se avergonzarán los que envidian a tu pueblo; y a tus enemigos fuego los consumirá. YHWH, Tú nos darás paz; pues eres Tú quien en verdad realizas en nosotros todas nuestras obras, Isaías 26: 11-12.
Te daré los tesoros escondidos, y las riquezas guardadas en lugares secretos, para que sepas que YO SOY el SEÑOR, Isaías 45:3; Porque Él es quien revela lo profundo y lo escondido; conoce lo que está en tinieblas, y con Él mora la luz, Daniel 2:22.
Todo lo que nos narra y enseña la Escritura tiene sentido, significado y razón de ser, algo que no podemos ignorar ni pasar por alto, todo cobra valor e importancia en los tiempos de la historia cuando estudiamos las Escrituras, y nos asombramos de la importancia y el valor que tienen los números en cada evento pensado por Dios para sus planes, propósitos y diseños de salvación, liberación y crecimiento espiritual de sus hijos. Cada detalle de la Biblia es importante y algo muy claro son los números, pero no podemos irnos al extremo de hacer una doctrina basados en los números; el sentido que el Eterno da a los números es solo una forma de fortalecer nuestra fe en el hecho de que Él es el Autor de todo y que su palabra ha sido producto de su mente suprema para darle orden y función a su creación, Una vez habló Dios; dos veces he oído esto: que del Eterno es el poder. Y tuya, oh SEÑOR, es la misericordia; porque Tú pagarás a cada uno conforme a su obra, Salmos 62:11-12.
Este es el año 5780 del calendario lunar judío para el pueblo hebreo, mientras que para el mundo occidental es el 2020 del calendario romano, aunque nosotros como cristianos no practicamos la tradición judia, nuestra fe está basada en las enseñanzas bíblicas dadas al pueblo judio en la Biblia y nuestro Salvador es judío y vivimos con base en la palabra de Dios que es nuestro manual de vida. Dios es quien cambia los tiempos y las épocas; Él es quien quita y pone gobernantes, da sabiduría a los sabios e inteligencia a los entendidos, Él es quien revela lo profundo y lo escondido; conoce lo que está en tinieblas, y con Él mora la luz, Daniel 2:21-22. Este año marca el comienzo de una nueva y gran década del gobierno, las bendiciones y los juicios de YHWH sobre la tierra y la raza humana.
El número 20 se llama Esrim en el hebreo,  le da valor a la letra Kaf del alefato, formada por dos iniciales hebreas que hablan del poder y la realidad divina el poder de la creadora sobre el universo para sustentar lo diseñado según su obra y ejecutar sus juicios contra toda maldad; cuando leemos en la Biblia el #20 hace referencia a la mayoria de edad, lo cual significa madurez, responsabilidad y seguridad humana que se alinea a la fuerza de Dios en los procesos que forman, moldean y cambian nuestro carácter; la letra Kaf () que representa B y V, es la décimo primera letra del alefato y se escribe de dos formas, si va sin punto su sonido medio es B y si lleva un punto dentro llamado daguesh es V, con un sonido más fuerte, representa misericordia y ternura del amor de Dios para sostenernos en la palma de su mano, escondernos y librarnos del mal; esta letra la contempla el Salmo 119 entre los versículos 81 al 88 indicando que es un tiempo de búsqueda y afirmación de la salvación en Dios para la raza humana que se halla en medio de la angustia y el asedio del enemigo. En el #20 el dos (2) representa la casa y la familia porque tiene forma de carpa, lo cual quiere decir que la familia debe estar unida viviendo dentro de una casa para madurar y aprender a relacionarse mejor según los principios divinos, de ahí la responsabilidad de los padres para dirigir y enseñar a su prole y que ellos alcancen madurez y sensatez. Deuteronomio 6:6-8.
Kaf que vale 20 es la letra inicial del tetragramaton, YHWH, Dos (2) representa trabajo en equipo, Cero (0) nos habla de lo infinito y eterno de Dios, donde nosotros nos unimos a El trabajando cen fe con una vida que fue creada para propósitos santos, de la  manos del Dios eterno sin principio ni fin, y que toda tarea que emprendamos debe estar fundamentada en su voluntad buena, agradable y perfecta para que haya justicia y armonía con obras fructíferas; la forma de la letra Kaf en mayúscula es como una ventana que está abierta para permitir que la luz entre e irradie dentro de la casa, como lo hace la presencia gloriosa de Cristo en nuestras vidas, porque El es la Luz del mundo que imunina nuestros pasos. Todo esto nos habla del mover omnipotente y la intervención divina en este tiempo final por la presencia del Espíritu Santo sobre la humanidad y la tierra; Dios da un comienzo y un final a todo; Él es quien nos revela los tiempos para que ejerzamos autoridad en su nombre. Adonai, el Todo suficiente dice: YO SOY EL QUE SOY; el Dios sin principio ni final a quien adoramos eternamente y para siempre y por quien debemos ser guiados y dirigidos en esta temporada de la historia, Confíen en YHWH, porque Él es nuestro refugio eterno, Él es la Roca de los siglos, Isaías 26:4, Solo YHWH es la Roca de nuestra salvacion, nuestro baluarte, no seremos sacudidos, Salmos 62:2.
El poderoso Creador Salvador se revela a muchos en milagros, maravillas pero tambien ejecutando justicia y jucio; el Dios temible, de nombre impronunciable, sacro e inefable da vida y la toma, Él sigue marcando la historia con sus hechos; el Eterno Gran YO SOY, como se reveló a Moisés: YO SOY el que SOY, dijo: así dirás a los hijos de mi pueblo: YO SOY me envió a ustedes, Éxodo 3:14. Dios se revela en este 2020 y en la década de los siguientes años 20 haciendo maravillas, trayendo salvación y al mismo tiempo trayendo juicios como nunca antes; miles tendrán que arrepentirse y reconocer que el Creador es Dios y SEÑOR del universo, otros alcanzarán mayor consagración, adorarán y servirán al Creador y Salvador como solo Él es digno, Yo Soy el Dios Todopoderoso, anda delante de Mí y sé perfecto, Génesis 17:1. Es el último tiempo para entregarse en las manos del Eterno y ser salvos en Jesucristo antes de su regreso.
El número 20 está compuesto del dos y el cero; dos nos representa a nosotros y Cero representa al Dios infinito sin principio ni fin, lo cual nos enseña que Dios trabaja con el ser humano pero El debe ser el centro en todo lo que hacemos, vivimos y planeamos, Dios es nuestra compañía. Tambien el dos nos señala un gran colorido de eventos que podríamos suscitar si trabajamos en equipo como la iglesia original del primer siglo, porque tenemos una misión que cumplir juntos, tú y yo; sujetos al Padre y atentos a la voz del Buen Pastor; cuando el SEÑOR envío a los 70 discípulos lo envió de dos en dos para ir a evangelizar, apoyarse y cumplir juntos el mensaje de las buenas nuevas, ellos iban llenos del Espíritu moviéndose en los dones preparando el camino al Señor en cada lugar por donde Jesús iría, Marcos 16:17-18; humanamente somos débiles e indefensos cuando estamos solos, pero dos somos fuerza y responsabilidad compartida para lograr un fin común con proposito y buenos resultados. Después de estas cosas, designó el SEÑOR a otros 70, a quienes envió de dos en dos delante de Él a toda ciudad y lugar a donde Él habría de ir. Y les dijo: la mies a la verdad es mucha, pero los obreros pocos; por lo tanto, rueguen al SEÑOR de la mies para que envíe obreros a su viña, Lucas 10:1-2.
El trabajo de dos en común acuerdo produce paz, efectividad y trae cambios espectaculares, donde hay 20 redimidos, habrá una fuerza laboral increíble de obreros en la mies, hijos ocupados en los negocios del Padre, como Nehemías y el pueblo en la reconstrucción de los muros de Jerusalén; de esta manera brotará una explosión espiritual de avivamiento, renovación y cambio para gran salvación; ha llegado el momento de estar uno al lado del otro, de ser receptivos para descubrir nuevas estrategias divinas en la promulgación del evangelio, y bajo el direccionamiento y unción del Espíritu Santo en conjunto no en lo particular; dos pueden moverse con facilidad, pero 20 tendrán que depender totalmente del Eterno para saber cómo y hacia dónde moverse, Eclesiastés 4:9-12. Es un llamado a la madurez, la sensatez y la prudencia para todo el pueblo de Dios en cumplimiento a la Gran  Comision, con amistad y compañerismo, pero de la mano de Dios en comunión profunda con Jesucristo para vivir en el Espíritu como nos enseña Romanos 8.
Es tiempo de revelación y hechos extraordinarios que manifestarán la soberanía del Eterno Dios, cosas que hemos estado ignorando por años pero que se irán revelando y saldrán a la luz. Es urgente buscar el aceite fresco y el vino nuevo en una renovada unción del Espíritu para transformar nuestra vida espiritual  e integral, afirmando nuestro compromiso en la presencia y palabra de Dios para actuar como sus verdaderos hijos que saben discernir los tiempos y alcanzar sabiduría juntos para ubicarnos en el momento, el lugar, el diseño y los planes de nuestro SEÑOR, En la multitud de consejeros hay sabiduría, Proverbios 11:14b. No es trabajo de una sola persona ni de una denominación, es labor del Cuerpo de Cristo andando en el Espiritu, porque NO es con ejército, ni con fuerza, sino con mi Espiritu, ha dicho YHWH de los ejércitos, Zacarías 4:6.
Son tiempos para crecer y arder en el fuego del Espíritu con sensibilidad a las necesidades del corazón del Padre y los hermanos; es el momento de correr la segunda milla y olvidarnos del individualismo mezquino para demostrar que somos verdaderos hijos y hermanos, atalayas e intercesores del reino y profetizar la palabra como el Espíritu guie: Es un llamado a los verdaderos discípulos que dan ayuda efectiva y generosa al estilo del buen samaritano para que otros se añadan, siendo amigos, compatriotas y personas solidarias reflejando el carácter amoroso y salvador de Jesucristo, ve, y haz tú lo mismo, Lucas 10:30-37 y Job 9:21.
Los eventos, adversidades y bendiciones las tendremos que afrontar juntos sin distinción, Job 2: 10b; hemos de comportarnos fuerte y varonilmente como gente madura en el SEÑOR y el conocimiento de su palabra, nada debe afectarnos emocionalmente porque estamos firmes en la fe y el balance de Dios que nos da dominio propio por el fruto del Espiritu, somos miembros los unos de los otros en el mismo cuerpo. Romanos 12.1-21. Llego el momento de hacer viva la palabra, se deben acabar las dobleces de corazón y la tibieza espiritual porque nuestra eternidad está en juego, Mateo 25:31-46Sobrelleven los unos, las cargas de los otros, y cumplan así la ley de Cristo, Gálatas 6:2. ¡No te gustaba leer, aprende a hacerlo leyendo ahora la Biblia para crecer, madurar y guardar esta salvacion tan grande! ¡Oh profundidad de las riquezas de la sabiduría y de la ciencia de Dios! ¡Cuán insondables son sus juicios, e inescrutables sus caminos, Romanos 11:33.
La temporada de los 20 nos señala una etapa de guerra sin ttegua con verdadera espiritualidad y santidad, buscando el Reino de Dios y su justicia y olvidándonos de lo material, haciendo tesoros en los cielos no en la tierra, Mateo 6:19-21; es el momento de profundizar en el conocimiento de Dios y vernos en el espejo de Cristo como una tarea diaria que debe hacerse hábito; en la búsqueda continua de su rostro para recibir conocimiento de cosas y eventos que no conocemos ni entendemos pero que serán revelados a la luz de la palabra para quienes profundicen su comunión con el Eterno, allí está el nuevo manto profético que El Padre está esperando derramar en estos últimos tiempos; nuestra atención debe estar concentrada en la voz de Dios no la de los hombres; la perseverancia y consagración nos llevarán a dimensiones espirituales insondables, Ciertamente yo buscaría a Dios, y encomendaría a Él mi causa; el cual hace cosas grandes e inescrutables, y maravillas sin número, Job 5:8-9 y Jeremías 33:3.
La letra Caf, que vale 20 en el alefato hebreo, también representa la palma de la mano de Dios que nos lleva esculpidos para estar juntos, El me sosteniene y yo lo adoro con mi vida mientras contemplo su hermosura y su gracia en lo que me rodea y como la tierra está en sus manos, dependemos de Dios, Él es quien nos da la vida, la,salud y la fuerza cuando estamos débiles para llevar a cabo sus propósitos y guardar su diseño de vida, verdad y justicia aferrados a Él, para que se cumpla Génesis 1:28. En las manos del Padre damos fruto y multiplicamos en su reino; Jesucristo tiene cuidado de su novia por la cual vendrá pronto y desea hallarla sin mancha y sin arruga. He aquí que en las palmas de mis manos te tengo esculpida; tus murallas están siempre delante de Mí, Isaías 49:16.
Solo Dios es quien nos sostiene protegidos, maduros y fuertes para la guerra y la adversidad porque en su mano nos esconde de los ataques del enemigo que asedia y se opone continuamente queriendo destruirnos e impidiendo que sigamos multiplicando en la obra del Padre. Dios es nuestra protección y pronto alivio en la aflicción; nuestra mayor armadura es su presencia y la grandeza del poderio de su diestra, Job 5:17-26.
YHWH con su gran amor nos toma en sus manos y nos pega a su pecho para prodigarnos afecto, seguridad y cuidado, Porque YO, el SEÑOR tu Dios, te he tomado con la diestra de Mí poder; YO te he dicho: No tengas miedo, YO te ayudo, Isaías 41:13. Hay promesas de protección y restauración en medio de la lucha y los duros procesos; Él pone a los humildes en las alturas, y a los enlutados levanta a seguridad; Él frustra los pensamientos de los astutos, para que sus manos no hagan nada; que prende a los necios en la astucia de ellos, y desbarata los planes de los perversos…Job 5:11-6.
Las manos de Dios nos dan cobertura; Adán y Eva cuando cayeron de la inocencia, perdieron su cobertura espiritual, por eso se cubrieron con hojas de palma que son hojas grandes intentando esconderse para cubrir su desnudez, Génesis 3:7. Si leemos Cantares 1:12-13, habla de un manojito de mirra entre los pechos con olor fragante; esto nos enseña el lugar delicioso que Jesucristo debe ocupar en nuestro ser, Él debe habitar en medio de nuestro corazón que es el centro de nuestra vida, para que podamos exhalar grato y fragante olor ante el Padre, pues alejados de Dios olemos a muerto a causa del pecado, 2 Corintios 2:14-17. Es tiempo de reconciliarse con el Padre a través de Jesucristo porque el tiempo apremia, Isaias 49:8 y 2 Corintios 6:2.
El número dos del 20 nos señala responsabilidad para dar testimonio de unidad y paz, soportando nuestras diferencias y compatiendo los dones juntos; dos somos más fuertes que uno; YHWH presentó a Moisés los diez mandamientos en dos tablas de piedra implicando responsabilidad y firmeza de fe en su pueblo para contar sus maravillas y dar testimonio amplio, firme ante los demás pueblos, Éxodo 31:18 y Deuteronomio 9:10.
El número dos en 20, nos recuerda deberes y obligaciones en un trabajo mancomunado como lo hicieron Elías y Eliseo, Josué y Caleb, los fieles testigos de la verdad del evangelio, como lo fueron Pablo y Silas, y como lo serán los dos testigos en la Gran Tribulación. Los dos olivos de Zacarías bien podrían ser judíos y cristianos, dos pueblos de los cuales Jesucristo hizo uno que es su Iglesia, capaces de apoyarse y ayudarse para discernir y entender juntos los acontecimientos escatológicos que están sucediendo ante nuestros ojos en los últimos días. La novia y esposa del Cordero como los dos candeleros, debe alumbrar con la gloria del Padre, la Luz del Hijo y el fuego del Espíritu mediante la vivencia del Evangelio, Ezequiel capítulos 2 y 3, en medio de la oscuridad del mundo; una voz profética que alerte, advierta, exhorte y anime a toda verdad y rectitud. Todos juntos con corazón de guerreros valientes y fieles al Eterno, La misericordia y la verdad nunca se aparten de ti; átalas a tu cuello, escríbelas en la tabla de tu corazón, Proverbios 3.3. Esta decada marca un camino de grandes cambios, con dos caminos para decidir entre uno y otro, el camino del bien y del mal, la vida o la muerte; NO somos de los que retroceden sino que avanzamos como agentes de moralidad responsable; la libertad y bendición que el Padre provee a sus hijos es para que pensemos y reflexionemos, Dios no ha creado robots ni zombis sino gente libre e inteligente para hacer el bien y no el mal. Deuteronomio 30:19.
El número veinte que da el valor a la letra Kaf, nos exhorta a doblegarnos ante la soberanía y poderío de Dios llenos de amor y misericordia; la primera revelación de amor de Dios al hombre fue entregarle los mandamientos a Moisés; a los redimidos en Cristo nos corresponde permanecer en la gracia de ese amor, esencia de su mensaje; nuestro yugo es sometimiento y sujeción a la voluntad perfecta, buena y agradable de Dios establecida en su manual, su yugo es fácil y ligera su cargaMateo 11:28-30. Esta es la gran revelación en el pequeño punto de la letra Kaf contenido en el nombre fuerte y dulce de YHWH, determinación para seguir al  Fuerte y valiente Varón de Guerra, Salmos 24:8.
¡Cuánto necesitamos a Dios! Sin Él y sin su sabiduría no podemos hacer nada bueno ni tampoco seremos aceptados por buenos; Él nos justifica, Él es nuestro escudo protector, por lo tanto de Él proviene la fuerza que necesitamos para vencer en esta guerra diaria contra las tinieblas, el mundo y nuestra propia humanidad; es Dios quien sostiene nuestras manos para poder desarrollarnos y alcanzar madurez, comprometidos con Él en una vida espiritual genuina y pura, Romanos 7 y 8;  de ahí que la mayoría de edad bíblica del pueblo judío era a los 20 años, señalando la importancia de la madurez, el sentido común y el compromiso responsable para afrontar dificultades, tomar decisiones sabias, asumir retos y abandonar las simplezas de lo elemental y enfrentar la guerra diaria de la vida, De veinte años para arriba, contarás los que estén aptos para salir a la guerra. Los registrarás según el orden militar, con la ayuda de Aarón, Número 1:3.
La mayoría de edad a los 20, implica madurez mental, emocional y espiritual como ciudadanos plenamente conscientes de sus deberes, obligaciones y compromisos, Todo el que sea contado, de veinte años arriba, dará la ofrenda al Señor, Éxodo 30:14; a esta edad podemos responder a Dios, a nosotros mismos y a la sociedad con loos dones, talentos y habilidades con que hemos sido equipados por Dios para hacer justicia y ser pacificadores, Ezequiel 1:2 y 3:22. Alcanzamos la mayoría de edad para recibir, administrar, compartir y dar con generosidad todo el bien que recibimos del Creador, pues daremos cuenta y recibiremos la recompensa o las consecuencias, Todos los mayores de veinte años que fueron registrados en el censo y que han hablado mal de Mí, morirán, y sus cadáveres quedarán tirados en este desierto. Con excepción de Caleb y Josué, ninguno de ustedes entrará en la tierra prometida…Número 14:29-31.
Cuando Dios levante su mano contra los enemigos y suene la final trompeta, los juicios de Dios habrán llegado. Él es soberano y SEÑOR, en su mano está el poder para crear y destruir, para arrancar y derribar, pero también para plantar y edificar; las manos redentoras de Cristo clavadas en la cruz, dan fuerza y libertad al creyente, pero también nos cubren cuando el enemigo ataca, Oh YHWH, los malvados no prestan atención a tu mano levantada. Demuéstrales tu furor para defender a tu pueblo; entonces quedarán avergonzados. Que el fuego consuma a tus enemigos. SEÑOR Tú nos concederás paz, porque todo lo que logramos procede de Ti, Isaías 26: 11-12.
Veinte en Kaf anuncia el juicio final con toda la fuerza de la ira divina, Por eso, he aquí en este tiempo, les mostraré y les daré a conocer mi mano y mi poderío. Entonces sabrán que mi nombre es YHWH, Jeremías 16:21. Es tiempo de la potencia y el poder para la guerra espiritual en la manifestación de lo real y verdadero; 20 en la Caf nos describe tanto la fuerza espiritual y la fuerza física que requiere el trabajo de la obra para ponerla en acción, pues para que algo intangible se vuelva visible es necesario potenciarlo y ejercutarlo, 2 Samuel 19:17. El Eterno sigue haciendo limpieza en el corazón humano con el objetivo de que vivamos en santa y amorosa piedad con relación al otro, prodigando su afecto entrañable a los demás como una forma práctica de vencer y ganarle la batalla al enemigo, pues el amor cubre multitud de pecados pero el odio destruye y dispersa. 1 Pedro 4:8.
El Dueño del universo permanentemente mueve, renueva y perfecciona todo lo que ha creado, de lo contrario muchas cosas dejarían de existir; Dios es la vida que actualiza todo a cada momento, Él revela su dominio y majestad, trayendo lo invisible a lo físico; Dios se revela hoy, de Él proceden el cumplimiento, la multiplicación y el despertar espiritual en su tiempo, El Señor extendió su mano sobre el mar, hizo temblar a las naciones y mandó destruir las fortalezas…Isaías 23:11.
Dios ha puesto su potencial en el ser humano para señorear desde lo espiritual sobre toda la creación, abriéndose paso de lo finito a lo infinito, venciendo las limitaciones de lo atemporal, en la confianza y espera de Dios, con gente llena de su gloria; somos seres con imaginación e inteligencia proféticos para manifestar el reino de Dios en medio de la humanidad. El hombre como ser hecho a imagen de su Creador, tiene el poder espiritual para dominar el instinto animal, hacer morir su vieja naturaleza carnal para vivir con templanza conectamos al Dueño de nuestra vida y el universo. Juan 4:19, Salmos 24:1 y Salmos 139. Veamos textos bíblicos que hablan del número 20.
a. 20 Piezas de plata por las que fue vendido José por sus hermanos, Génesis 37:28. El Padre Eterno siempre convierte lo malo en bueno, por eso separó a José del seno de su familia, con el propósito de llevarlo a su proceso de preparación y madurez para ser usado en tiempo de necesidad, hambre y calamidad y dar salvación a su familia y nación.
b. 20 Codos, longitud de la habitación del lugar santísimo, 2 Crónicas 3:8Ezequiel 41:4. Nos revela la precisión en los diseños y cumplimiento de los tiempos, planes y designios de Dios para establecer su reino y mantener su presencia entre los suyos.
c. 20, Edad para poder ofrendar en la construcción del santuario, Éxodo 38:26; 30:14, Números 26:2. Nos advierte que Dios procesa y madura para hacer de nosotros verdaderos instrumentos de su gloria en la construcción y extensión de su reino.
d. 20 Edad para ser un soldado y procurar sustento en su casa, Números 1:3 y 2 Samuel 8:4. Nos muestra la perfección del eterno para ponernos a su debido tiempo en las batallas de la vida y aprender a ser soldados que contienden por la fe y mantienen su obra activa y en progreso constante.
e. 20 Años para ser tenidos en cuenta en el censo del pueblo para el servicio, 1 Crónicas 23:24. Nos enseña que Dios actúa en el tiempo perfecto, para madurarnos y que seamos parte en sus planes gloriosos.
f. 20 Geras, (gramos), Éxodo 30:13 y Ezequiel 45:12 valor total de un shekel (moneda), unión entre medidas de peso y el sistema financiero circulante, esto nos confirma que Dios es dueño del oro y la plata y tiene el dominio y control de la bolsa para una estabilidad económica justa y con equidad para que todos tengan lo necesario y digno de personas creadas a su imagen y semejanza y aunque siempre habrán ricos u pobres, los primeros darán cuento qué hicieron por los segundos.
g. 20 Tablas en el tabernáculo, nos representa la fuerza persistente del Padre para insistir en nuestra salvación, reconciliarnos y unir dos partes que estaban separadas; Cristo de dos pueblos hizo uno para hacer la congregación de YHWH más fuerte y eterna; Cristo la Piedra Angular de dos pueblos formó uno solo para mayor peso de su gloria en la grandeza de la unidad y el amor, dos fuerzas que mueven y sostienen el universo en armonia para mayor productividad, Éxodo 26:18, y 36:23; porque somos fuerza de Dios en la guerra espiritual cuando oramos, adoramos y alabamos y exponemos la palabra con el tabernáculo vivo que es Cristo morando en cada redimido sellado con su divina presencia, disfrutando, edificando y ensanchando su Reino en medio de las diferencias. 1 Corintios 12:6-11 y 28, Romanos 12:6-8, 1 Pedro 4:10,
Vamos cruzando el camino angosto que nos conduce a la vida eterna, viviendo en santidad, con toda integridad y verdad, firmes en la fe, consecuentes con los pensamientos de Dios dados en la Escritura; hay inspiración de Dios para aquellos que se consagren y se aparten para Él, estando en la búsqueda constante del bien y rumbo a la casa del Padre, Porque la alabanza no viene de los hombres sino de Dios. Romanos 2:29b. Amén, gloria a ti Padre por tu gracia y sabiduría para con nosotros en estos últimos tiempos. Amén
Mg. MEHC hija del Dios vivo, real y verdadero y servidora de su reino eterno.
Te invitó hacer un Pacto de SAL en este tiempo:
SAL a congregarte
SAL a evangelizar
SAL a Orar
SAL a vigilar
SAL a ayunar
SAL a visitar los enfermos
SAL a ganar Almas
SAL a ayudar los ancianos
SAL a acompañar los huérfanos
SAL a visitar los presos…pero no nos quedemos sin SALIR porqué somos la SAL de la tierra.

 

2 respuestas a “20 EN EL 2020 Y LA DÉCADA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s